Capítulo 81: Voz (II)

Éste capítulo me llevó mucho tiempo terminarlo, así que espero que os guste. Aún estoy repasando los siguientes, por lo que puede que tarden un poco, pero no os preocupéis, todo a su tiempo. Disfrutad de la historia de hoy 🙂

Marta estaba pasando un buen día. Se encontraba en la cafetería de la universidad junto a su amiga, hablando y riéndose del mundo en general, cuando a Laura se le cayó el vaso sobre la mesa.

-¡Oh, vaya! – exclamó Marta, mientras intentaba detener el líquido derramado a golpe de servilleta-. ¿Te ha salpicado mucho?

No recibió respuesta. Miró a su compañera, que se había quedado paralizada en la misma posición en la que sujetaba el vaso. Intentó hallar su mirada entre la cara recubierta por los vendajes, pero sus ojos miraban hacia algún punto desconocido, llenos de miedo.

-¿Te encuentras bien? – le preguntó Marta, preocupada. Ambas eran compañeras de clase y amigas desde hacía poco. Al principio Laura permanecía alejada de todos y todos se mantenían alejada de ella. Pero hacía cosa de un mes la pobre había sufrido un accidente y había sido ingresada. Al enterarse de la noticia, Marta decidió ir al hospital a visitarla y allí floreció su amistad.

Hablaban de todo, pero nunca había reunido el valor para preguntar sobre lo que había pasado hacía un mes. Aunque eso carecía de importancia, puesto que durante las últimas semanas parecía recuperada del trauma y había vuelto a sonreír.

-Ha vuelto… – murmuró ella como respuesta, sus labios temblando y la vista perdida en el vacío.

-¿Qué está volviendo? ¿Te vuelves a encontrar mal? – Verla en éste estado le hacía sentir lástima por ella, pero la verdad es que ese sentimiento no podía enmascarar la profunda culpa que había debajo.

-¿Qué? – de pronto dirigió su mirada hacia Marta, con expresión confusa y ligeramente molesta-. ¿De qué está hablando?

-¿Como? Nadie esta hablando -saltó ella , cada vez más perdida. Laura parecía estar perdiendo los nervios a cada segundo que pasaba. Quizás sería mejor llevarla al hospital de nuevo-. ¿Quieres salir a tomar el aire?

-No, no, estoy bien. Es sólo que… -volvió a dirigir su mirada hacia ella-. No me estás ocultando nada, ¿Verdad Marta?

-¿Qué? ¡Pues claro que no! -mintió. ¿Lo sabía? ¿Quién se lo había contado? El por qué nadie quería hablar con ella. Las mentiras que Marta había dicho. Los rumores que ella había empezado.

Todo comenzó como una broma inocente, para reírse de la pringada que se apartaba de todo el mundo. Pero una cosa llevó a la otra y acabó descontrolándose, a medida que la gente empezó a creérselo, extendiéndose como la peste. Llegados a un punto Marta ya no podía hacer nada y cuando recibió la noticia sobre la hospitalización de Laura, la culpa cayó con todo su peso encima de ella. Por eso fue a visitarla, porque por su culpa nadie quería acercarse a ella.

Laura se puso a llorar sin razón aparente. Sus hombros subían y bajaban en pequeños espasmos mientras sus manos intentaban detener el torrente de lágrimas.

-¡Tengo que terminar con ésto!-gritó la chica entre sollozos.

Antes de que pudiera responder, Laura saltó a la mesa de al lado y cogió un cuchillo. Iba a lastimarse otra vez, lo sabía, como había hecho tres semanas antes. Marta se avalanzó hacia su compañera, tratando de agarrar el cuchillo y evitar que se hiriera a si misma. Por eso no vió venir la cuchillada que ésta le lanzó. Un grito de dolor salió de su boca mientras notaba una línea roja en su brazo.

-¿Por qué? -preguntó, aún conmocionada por la sorpresa-. Soy tu amiga, Laura, ¿Por qué me haces esto?

Pero cuando la miró a los ojos, sólo vió rabia y desesperación. Una sonrisa fría cruzó su cara.

-¿Amiga? No me hagas reír. Pero que sepas que no hago ésto por ti. Lo hago porque te está siguiendo y es el único modo… -consiguió decir, antes de que el chico sentado en la mesa se le echara encima.

Unas manos rodearon a Marta y la arrastraron fuera de la cafetería, lejos de los gritos, la sangre y la locura.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s